¿En qué te podemos ayudar? ¿Qué estas buscando?

¡Bienvenidos a Ciclo Azul!  Síguenos

Image Alt

Ciclo Azul

Dolor al ejercitarse ¿es por la ansiedad?

Dolor al ejercitarse ¿es por la ansiedad?

Dolor al ejercitarse ¿es por la ansiedad? En repetidas ocasiones nos han escrito diciendo lo mal que se sienten después de hacer ejercicio y nos hacen preguntas si ese dolor muscular es causado por la ansiedad. Aunque les hemos dicho que no, la mayoría opta por dejar de ejercitarse para no sentir más dolor.

Sin embargo, no quiero que entres en pánico. Esta vez quiero explicarte por qué te sientes adolorido y que no tiene relación alguna con los trastornos de ansiedad.

Cuando tu cuerpo no esta acostumbrado a realizar ejercicio y de pronto comienzas a activarlos es totalmente normal que los días posteriores sientas dolor, mejor conocido como envaramiento.

Envararse es totalmente normal si no estas familiarizado con la actividad física. Lo que sucede es que hay micro desgarres, que no son más que la regeneración de tus músculos para que se vayan fortaleciendo.

Este dolor que sientes se presenta de 24 a 48 horas después de ejercitarte. Y para que este dolor se vaya atenuando es importante que sigas practicando hasta que tu cuerpo se acostumbre.

Ahora, es importante que siempre hagas estiramientos antes y después de cada actividad física. También debes de saber diferenciar si tu molestia es totalmente distinta a una lesión o desgarre. Ese dolor que sientes los primeros días es debido a que tu cuerpo estaba inactivo y ahora lo estás activando. Tener este tipo de dolorcito es un estímulo para tu cuerpo que te indica que estás trabajando.

Para contrarrestar estos dolores musculares que tienes cuando estas comenzando es importante mantener una buena alimentación, hidratarse, darse baños con agua caliente y fría y estirar antes y después de cada entrenamiento.

Recuerda que envararse es algo normal y no tiene relación alguna con la ansiedad. Es importante que entiendas que el dolor al ejercitarse viene horas después y para disminuirlo deberás seguir practicando. La clave para comenzar a disminuir la ansiedad es sacar tu cuerpo de su zona de confort, haciendo ejercicio, teniendo una alimentación saludable y evaluando tus pensamientos.